7 lecciones de La Casa de las Flores para los consumidores

Además de las intrigas, los problemas y las situaciones tanto cómicas como absurdas de la familia De la Mora, la nueva y exitosa serie La Casa de las Flores tiene varias lecciones que pueden ser aprovechadas por los consumidores, para llevar una vida “menos complicada”.

A continuación algunas recomendaciones que se pueden extraer de los personajes de esta producción de Netflix:



1. Virginia. Desconfíe de los comercios que no le entregan un factura o tiquete de caja. Podrían ocultar un negocio ilícito.

2. Elena. Los productos fuera de temporada son más caros y difíciles de conseguir. Ayude a su bolsillo y aproveche los productos que sí están en temporada.

3. Julián. Hacer una compra es como escoger pareja:  hay que decidir si es algo que se necesita o si solo es un capricho.

4. Ernesto. Lea muy bien la letra pequeña de los contratos: podría estar dando poderes o firmando cláusulas abusivas sin darse cuenta.

5. Paulina. Lea muy bien las etiquetas de ingredientes y no se automedique.  Podría terminar con una adicción.

6. Diego. No permita que su familia tenga gastos por encima de sus posibilidades. Se le puede acabar el dinero para cosas verdaderamente importantes… como sacar a un pariente de apuros.

7. Carmela. Haga una lista de compras antes de ir al supermercado. De lo contario podría encontrar una “tentación” que le saldría cara.

Deja un comentario